Estilo literario

El estilo literario es la forma que cada autor elige para expresar lo que quiere trasmitir al lector.

add
B@UNAM
CUAED

Estilo literario

Estilo literario

El estilo literario es la forma en que cada autor elige para expresar lo que siente o lo que quiere trasmitir al lector, además de los recursos literarios que utiliza, así como el lenguaje que selecciona y que determina su característica propia. Los autores clásicos solían dividir los estilos en sencillo, medio y sublime. Pero existen muchas clases de estilos, por ejemplo, el sobrio, el culto, el accesible, el dramático, el sencillo, el rebuscado, pintoresco, infinidad de estilos de escribir.

Es importante identificar y comprender el valor de las diferencias expresivas y su relación con las intenciones estéticas a partir de la lectura de un conjunto de géneros vinculados estilística o temáticamente, así como aceptar la validez de diferentes interpretaciones de una misma obra.

Un tema puede ser abordado con distintos estilos, a través de diferentes géneros y en épocas también diversas, mostrando así que cualquier obra establece relaciones de continuidad, ruptura, semejanza o contraste con las obras anteriores y constatando la vitalidad de la literatura.

Por ejemplo, el tema del amor desgraciado o imposible fue muy empleado durante el Romanticismo. Esta corriente también gustaba de la creación de atmósferas fantásticas o la presentación de ambientes de naturaleza salvaje como noches o mares tormentosos o lugares inhóspitos y deshabitados relacionados con los sentimientos o la personalidad de los personajes (por ejemplo, Cumbres borrascosas, o Frankenstein). Otro elemento característico del Romanticismo son los personajes apasionados, rebeldes y definidos por un ideal de libertad, son antihéroes o seres deformes a través de los cuales se da más importancia a los sentimientos que a la razón. Esta preferencia por los temas, personajes y atmósferas ejemplificados (además de otros aspectos) perfilan lo que precisamente conocemos como Romanticismo, corriente de pensamiento, forma de vida y tendencia estética del siglo XIX.

En efecto, lo que llamamos literatura es, entre otras cosas, una tradición que podemos remontar a la aparición del hombre. Son estas regularidades y recurrencias de temas, personajes, estilo, atmósferas lo que los historiadores de la literatura, al estudiar las obras de un periodo determinado, identifican a posteriori como corrientes o escuelas literarias.

Cada corriente o escuela está ligada a procesos histórico-sociales, los cuales comprenden cambios generales, principalmente el de la estructura económico-política, por ejemplo, del feudalismo al surgimiento del estado primitivo y el capitalismo: en el nivel ideológico el cambio se traduce en una visión del mundo. La corriente o escuela supone una intención de renovación estética como reacción a una estética anterior, la cual transforma expresándose con un estilo y recursos que le dan rasgos estéticos característicos, soporte de la nueva visión del mundo, por ejemplo, para los autores clásicos, el estilo literario podía ser: sencillo, medio y sublime. Cada autor, por la forma de escribir o redactar su texto, definirá un estilo propio, según la estructura de su texto y las palabras que use. Por ejemplo, La odisea, de Homero, tiene un estilo clásico culto y usa un lenguaje complejo lleno de significados.

Para saber un poco más sobre el Estilo literario puedes dar clic a la siguiente liga:

Estilo literario call_made

CANTO I.

Los dioses deciden en asamblea el retorno de Odiseo.

Cuéntame, Musa, la historia del hombre de muchos senderos, que anduvo errante muy mucho después de Troya sagrada asolar; vio muchas ciudades de hombres y conoció su talante,

y dolores sufrió sin cuento en el mar tratando de asegurar la vida y el retorno de sus compañeros. Mas no consiguió salvarlos, con mucho quererlo, pues de su propia insensatez sucumbieron víctimas, ¡locas! de Hiperión Helios las vacas comieron, y en tal punto acabó para ellos el día del retorno.

Diosa, hija de Zeus, también a nosotros, cuéntanos algún pasaje de estos sucesos.

Ello es que todos los demás, cuantos habían escapado a la amarga muerte, estaban en casa, dejando atrás la guerra y el mar. Sólo él estaba privado de regreso y esposa, y lo retenía en su cóncava cueva la ninfa Calipso, divina entre las diosas, deseando que fuera su esposo.

Y el caso es que cuando transcurrieron los años y le llegó aquel en el que los dioses habían hilado que regresara a su casa de Itaca, ni siquiera entonces estuvo libre de pruebas; ni cuando estuvo ya con los suyos.

Otro ejemplo es El quijote de la Mancha de Cervantes, que muestra un estilo literario complejo y con un lenguaje propio de la época en que fue escrito.

Primera parte

Capítulo 1: Que trata de la condición y ejercicio del famoso hidalgo D.

En un lugar de la Mancha, de cuyo nombre no quiero acordarme, no ha mucho tiempo que vivía un hidalgo de los de lanza en astillero, adarga antigua, rocín flaco y galgo corredor. Una olla de algo más vaca que carnero, salpicón las más noches, duelos y quebrantos los sábados, lentejas los viernes, algún palomino de añadidura los domingos, consumían las tres partes de su hacienda. El resto della concluían sayo de velarte, calzas de velludo para las fiestas con sus pantuflos de lo mismo, los días de entre semana se honraba con su vellori de lo más fino. Tenía en su casa una ama que pasaba de los cuarenta, y una sobrina que no llegaba a los veinte, y un mozo de campo y plaza, que así ensillaba el rocín como tomaba la podadera. Frisaba la edad de nuestro hidalgo con los cincuenta años, era de complexión recia, seco de carnes, enjuto de rostro; gran madrugador y amigo de la caza.

Una muestra de un estilo más sencillo y actual, sería el de Edgar Allan Poe en su obra "El gato negro":

No espero ni pido que nadie crea el extraño, aunque simple relato que voy a escribir. Estaría completamente loco si lo esperase, pues mis sentidos rechazan su evidencia. Pero no estoy loco, y sé perfectamente que esto no es un sueño. Mañana voy a morir, y quiero de alguna forma aliviar mi alma. Mi intención inmediata consiste en poner de manifiesto simple y llanamente y sin comentarios una serie de episodios domésticos. Las consecuencias de estos episodios me han aterrorizado, me han torturado y, por fin, me han destruido. Pero no voy a explicarlos. Si para mí han sido horribles, para otros resultarán menos espantosos que barraques. En el futuro, quizá aparezca alguien cuya inteligencia reduzca mis fantasmas a lugares comunes, una inteligencia más tranquila, más lógica y mucho menos excitable que la mía, capaz de ver en las circunstancias que voy a describir con miedo una simple sucesión de causas y efectos naturales.

En los ejemplos anteriores puedes apreciar los diferentes estilos literarios, cada autor escribe de manera propia y única. Sencilla, compleja, culta, accesible, difícil etc.

Autoevaluación

Elige la opción correcta.

1. El estilo literario está determinado por:

2. La definición de estilo literario sería:

menu